martes, 7 de enero de 2014

Cruce de caminos - Reseña



¡Hola!

Cada vez que leo un libro me quedo con esas ganas de querer compartir lo que me ha parecido. En el año que ha pasado, he podido leer varios (y muy buenos) y es por ello que hoy vengo con la reseña correspendontie a uno. Poco a poco iré sumando a todos y a los nuevos que ya forman parte de mi biblioteca, ya sea virtual o en papel. Así mismo, hablaré también en cada caso de las portadas que los mismos presentan, ya que creo que éstas también hacen al libro.




Comienzo con Cruce de Caminos, de Mar Fernández

Cruce de caminos — Mar Fernández

Sinopsis: 
Rodeada de los lujos que la posición de su padre le otorgaba, Marian Stell St. Jones, una joven bella y carismática, había acudido a cuanto baile y reunión se diera en la alta sociedad para encontrar el hombre ideal que pudiera desposarla.

Suponiendo que Alexander Cooper, un hombre alto y apuesto, era el indicado, Marian se dejó llevar por sus encantos. Sin embargo, la repentina y trágica muerte de su padre, y la nefasta situación económica que ello había acarreado, no le dieron opción alguna cuando su madre la envía sola en un viaje hacia el Oeste.
Jt Delaware era un hombre duro que vivía por y para su rancho, el cual manejaba desde que tenía catorce años, cuando el todopoderoso se llevó a su padre antes de tiempo a su lado.

Dominante y trabajador empedernido, detestaba la ociosidad y la formalidad de la ciudad. Su mundo se revoluciona cuando su madre se ve en la obligación de amparar a la joven Marian, hija de su hermana, dada las circunstancias que le habían sobrevenido.

Dos almas con carácter, dos polos opuestos y un amor que nacerá de ellos pese a las barreras que les impiden estar juntos.

Para empezar, la portada. Tengo que reconocer que, acostumbrada en mi anterior trabajo a ver siempre imágenes en escala de grises (trabajaba con un microscopio electrónico de barrido ambiental), ver la portada de esta novela no me desagrada, y creo que es una pequeña representación de lo que la misma contiene.

Pasemos ahora al contenido.Nunca mejor puesto el título para esta historia donde los personajes cruzan sus caminos entre idas y venidas junto a reses, vaqueros, calles empolvadas y pueblerinos amables y siempre dispuestos a ayudar.


Comenzamos en la ciudad, donde conocemos a Marian Stell St. Jones, una bella joven que vive rodeada de los lujos que su padre le brinda. De carácter carismático, pero dulce a la vez, se ve conquistada por un hombre guapo que pone los ojos en ella. Embelesada por las atenciones que Alexander Cooper le brinda, Marian cree encontrar en él al hombre de su vida. Sin embargo, nada agrada éste a su padre, quien intenta desenmascararlo frente a ella y sin éxito. Una pelea se desata entre ambos y Marian se enoja mucho con su progenitor. Semanas más tarde tras el altercado, el padre de ella muere repentinamente y Ángela, su esposa, se ve en la tesitura de continuar con lo que él había intentado hacer: alejar al cazafortuna de Alexander Cooper de su hija.

Ante los hechos, Ángela solo ve un camino posible: alejar a Marian de la ciudad. Así es que contacta con su hermana en el pueblo de Ford Creek, a ocho días de viaje, para que le diera cobijo mientras ella terminaba los asuntos que había dejado su amado Joseph, para reunirse en un tiempo con ella también.

El viaje le resulta emocionante a Marian, sin embargo, al llegar a San Luis se topa con un hombre que nada tiene de caballero. Jt Delaware, su primo, no tiene pelos en la lengua a la hora de hablar y no se deja llevar por lo malcriada que cree es Marian. Las pujas entre ambos serán pan de cada día, al mismo tiempo que lo que va surgiendo entre ambos es algo que no quieren ni pueden reconocer.

Tanto Marian como Jt son dos protagonistas muy marcados y bien perfilados que logran transmitir al lector los sentimientos que la autora plasmó con sus palabras.

Sin embargo, en este cruce de caminos, no solo contaremos con la presencia de estos dos personajes, sino que debemos sumar los secundarios que harán embellecer aún más a esta historia.

Sencilla y amena, la pluma de esta escritora logrará transportarnos en un viaje al lejano oeste, con vaqueros y bellas mujeres, con historias que cruzarán sus caminos y con ese buen sabor de boca que nos puede dejar una fresca y hermosa novela.

Para no perdérsela y recomendar.

Cariños,

2 comentarios:

  1. Ayy, qué bonita. Me encantó, es una historia preciosa!!!

    Besos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo es, Raquel. Gracias por comentar. Cariños.

      Eliminar